Mapas de Sinaloa México

Expedición de Francisco Vázquez de Coronado 1540-1542

Al frente de seiscientos españoles y una gran cantidad de indígenas y negros, Francisco Vázquez de Coronado partió de Compostela en los primeros días de marzo de 1540, y en las cercanías de Chametla algunos de sus hombres sostuvieron una refriega con los indios xiximes, sufriendo la pérdida del maestre de campo Lope de Samaniego. Los expedicionarios llegaron a Culiacán la víspera de la Pascua y descansaron allí varios días reanudando la marcha el 22 de abril. Mientras tanto, otro grupo expedicionario salió de Acapulco por la vía marítima bajo las órdenes de Hernando de Alarcón, y tras de navegar costeando llegaron hasta la desembocadura del río Colorado, el cual parece que fue remontado en balsas por Alarcón, y quien al no encontrar noticias de Coronado, dejó unos pliegos en el tronco de un árbol y regresó al lugar de su salida.

Por su parte, Coronado, que se había internado en suelo sonorense, fundó una villa a la que denominó San Jerónimo de los Corazones, que fue cambiada de sitio dos veces, y al final destruída por los indígenas. De este poblado salió un grupo al mando de Melchor Díaz con rumbo al noroeste; atravesó el desierto de Altar y llegó hasta la desembocadura del Colorado donde Díaz encontró las cartas de Alarcón. Después remontaron el río y lo cruzaron en balsas a la altura de Yuma, internándose en el Valle Imperial, pero ante la aridez de la región iniciaron el regreso durante el cual sufrieron la pérdida del capitán Díaz, que encontró la muerte en forma accidental. Mientras tanto, el grueso del ejército se internó en territorio de lo que hoy es los Estados Unidos, y don Pedro de Tovar descubrió los pueblos de los hopis, y don Garci López de Cárdenas llegó hasta el Gran Cañón del Colorado.

Tomaron rumbo al este y recorrieron los territorios de Arizona, Nuevo México, Texas, y llegaron hasta el centro del actual estado de Kansas, de donde regresaron desilusionados, ya que no encontraron el oro que habían soñado, pero si bien es cierto que la expedición no rindió los resultados económicos que sus promotores esperaban, en cambio trajo el conocimiento de vastas regiones de las que no se tenían noticias.

 

Fuente: Nakayama, Antonio, El Estado de Occidente, Espejismo y Fracaso de una Entidad, Centro de Estudios Históricos del Noroeste A.C., Impresos Melgar, Culiacán, Sinaloa, 1992.

 

 

Expedición Vazquez de Coronado

Mapa de la ruta de expedición de Francisco Vázquez de Coronado 1540-1542

 

Share and Enjoy

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*