El Río San Lorenzo

February 26, 2015

Recursos naturales de Sinaloa, México

 

EL RÍO SAN LORENZO

 

Por: Juan Macedo López

 

¿Porque, río San Lorenzo, los conquistadores peninsulares o los criollos te bautizaron con ese nombre que evoca tormentos resistidos con estoicismo? Naces, niño prodigio, del agua serrana de Durango y desde que surges de tus veneros que vienen de meandros aprisionados por la arcilla y la roca, avizoras la llanura costera. Desciendes por cañadas, alpinista líquido, y tus múltiples ojos recogen la imaginería vegetal de la sierra, paraíso del color en donde todos los verdes recorren la escala cromática. Y el hombre se siente pequeño, gulliver en el país de las encinas gigantes que en el invierno doran sus hojas y las dejan caer en lentas cascadas de oro.

Río San Lorenzo: bajo tus aguas desaparecerá el Comedero, en donde el viandante solía detenerse en la hora canícular de la siesta, para que el yantar levantara ánimos vacilantes y cuerpos empapados por la lluvia pertinaz del sudor y con el Comedero se borrarán de nuestra geografía otras localidades rurales, en una de las cuales —“año del cuarenta y cinco, presente lo tengo yo”, como lo entona el corrido— encontramos en un campanario improvisado con tres troncos que tenían la forma de un cono invertido, una campana que tiene esta leyenda, palabras de más o de menos: “Año del señor 1813, Cura N. Hidalgo”. ¿Pariente próximo o lejano del descendiente de los Hidalgo Cabeza de Vaca, que llegaron a la Nueva España una veintena de años antes de que finara el siglo XVI, cuya sangre correría siglos después por el sistema arterial de don Miguel Hidalgo y Costilla?

Embalsadas quedarán tus aguas vagabundas y la anarquía de tus variadas rutas correrá, mansa, tranquila, espejo enmarcado en los canales, por tierras de Quilá y de Oso y las sureñas de Culiacán, en donde el hombre crea todos los días un nuevo amanecer y la mujer se magnifica en la aurora boreal de su belleza.

Aguas del San Lorenzo: frutecerá la rubicundez del tomate. los dientes de leche del maíz, la aspereza del cártamo cuyo aceite evoca la transparencia dorado del Champán, el mango cupular que entrega su fruto acorazonado: su pulpa no la saboreó un cardenal renacentista, pero enaltece la mesa del pobre y del pudiente en todas las latitudes del mundo.

“Año de mil novecientos, setenta y ocho cantados, aquí se acaba el corrido del San Lorenzo mentado”.

 

Tomado de: Presagio, Revista de Sinaloa; número 10, página 21.

 

Río San Lorenzo, en Sinaloa

Río San Lorenzo en el municipio de Cosalá, Sinaloa, México

 

 

 

Summary
Article Name
El Río San Lorenzo
Author
Description
El pensamiento sinaloense habla de sus recursos naturales: Río San Lorenzo

Share and Enjoy

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Previous Post
«